Mantenimiento de piscinas desmontables para tu jardín de El Encinar

Llega el calor y todos deseamos ir a la piscina y a la playa. Sin embargo, este año por las atípicas circunstancias que estamos viviendo, el acudir a bañarnos tiene una serie de requisitos e impedimentos. Por ello, os vamos a dar unos consejos sobre el mantenimiento de piscinas desmontables para que la instales en tu jardín de El Encinar.

Mantenimiento de piscinas desmontables: tratamiento químico del agua

Para preservar la piscina libre de algas, bacterias, polvo, insectos, y cualquier otra cosa que pueda alterar y descomponer el estado del agua, es necesario realizar un tratamiento químico.

Lo primero es comprobar el PH (acidez del agua) que debe estar entre 7,2 y 7,6 para evitar problemas en los ojos y en la piel. Una vez compruebes el PH con un Test Kit, si el intervalo está por encima o por debajo del indicado, deberás agregar al agua un reductor o incrementador de PH, según proceda.

A continuación, hay que verificar el nivel de cloro (desinfectante), pues su nivel óptimo debe situarse entre 0,6 y 1,5 mg/l. El cloro puedes encontrarlo en formato líquido, pastilla o polvo. En el caso de ser pastilla, deberás colocarla en una boya flotante dentro de la piscina para que se disuelva con el paso de los días.

Mantenimiento de piscinas desmontables

Los tratamientos químicos deben realizarse a última hora del día cuando ya no vaya a bañarse nadie. Los compuestos deben echarse por separado (no mezclados) y siguiendo las instrucciones de dosificación del fabricante, que va en función del volumen del agua que contenga nuestra piscina.
El volumen del agua se calcula así:

  1. Si es cuadrada: anchura x longitud x profundidad media = m3 volumen.
  2. Si es ovalada: anchura x longitud x profundidad media x 0,89 = m3 volumen.
  3. Si es circular: diámetro x diámetro x profundidad media x 0,78 = m3 volumen.

* Profundidad media = (profundidad máxima + profundidad mínima) / 2

Una vez aplicados los químicos sobre la piscina se debe poner en marcha el sistema de filtración durante varias horas para que me mezclen bien con el agua. A la mañana siguiente, tras haber realizado las tareas de limpieza de la piscina, deberás comprobar de nuevo los niveles de PH y cloro para ver si están dentro de los niveles adecuados.

 

Mantenimiento de piscinas desmontables: limpieza

Antes de comprobar los niveles de PH y cloro se deben realizar las tareas de limpieza, que consisten en:

  • Sistema de filtrado: deberás conectarlo al menos un par de horas para depurar el agua y eliminar las impurezas del filtro.
  • Limpiafondos: con él conseguirás aspirar en profundidad la pared y el suelo de la piscina.
  • Recogehojas o skimmer: para recoger todos los elementos de la superficie (hojas, insectos…)
  • Limpieza esporádica de los filtros: depuradora, bomba y skimmer (en caso de que se tengan).

 Mantenimiento de piscinas desmontables

Mantenimiento de piscinas desmontables: problemas con el agua

A continuación, detallamos los posibles problemas y las soluciones para los momentos en los que el agua no esté en condiciones óptimas para el baño.

  • Agua piscina turbia o blanquecina: filtro sucio, exceso de calcio, pH muy alto…

Soluciones: limpiar el filtro, añadir antical. Si es debido a pH, deberás ajustarlo con el tratamiento químico explicado anteriormente. Al día siguiente, pasa el limpiafondos antes de arrancar de nuevo la depuradora.

  • Agua piscina verde / resbaladiza: formación de algas.

Solución: ajustar el nivel de pH, cepillar la superficie de la piscina, realizar un tratamiento de choque con cloro rápido en una dosis más abundante de la habitual y poner en funcionamiento el sistema de filtrado durante unas 8 horas. También se puede aplicar adicionalmente producto anti algas 3 veces al mes para prevenir su aparición.

  • Agua marrón: alto contenido de hierro o cobre.

Soluciones: añadir floculante para que precipite y aspirar, o vaciar y renovar el agua de la piscina.

  • Irritación de ojos: exceso de cloro.

Solución: ajustar los niveles de PH.

  • Formación de espuma o cercos de grasa: exceso de alguicida, presencia de grasas, cosméticos y otros restos orgánicos en el agua.

Solución: utilizar alguicida con antiespumante.

Con estas claves para realizar el mantenimiento de piscinas desmontables, ya nada impedirá a tu familia para disfrutar de un verano maravilloso en tu casa de El Encinar.

Share Button

Comments are closed.