Ideas para crear un espacio de estudio o trabajo agradable

Comienzan las rutinas, el curso escolar, la vuelta al trabajo… pero para muchos, este año será diferente. El teletrabajo, las clases online… han cambiado nuestros hábitos y esto se traduce en pasar un mayor número de horas encerrados en una habitación de nuestra casa. Por ello, te damos varias ideas para crear un espacio de estudio o trabajo agradable para que la tarea se haga lo menos tediosa posible y seas más productivo.

Ideas para crear un espacio de trabajo agradable
Ideas para crear un espacio de trabajo agradable

 A continuación, te sugerimos algunas ideas para crear un espacio de estudio o trabajo agradable en el que te sientas cómodo mientras realizas tus tareas.

  1. Habitación con una buena iluminación: la luz natural facilita el trabajo a nuestra vista y disminuye el cansancio. Si no puedes aprovechar la luz del sol, utiliza lámparas de luz blanca y evita que haga sombra, ya sea colocándola en el escritorio o en el techo.
  1. Prepara un espacio sólo para estudiar: si dispones de una habitación vacía en tu casa, este es el espacio de estudio o trabajo ideal. Esto ayuda a concentrarnos y a evitar la tentación de comer si estamos en la cocina, dormir si estamos en nuestro cuarto, ver la televisión si estamos en el salón… Si no es posible adaptar una habitación exclusivamente para este fin, entonces, elige tu habitación.
  1. Silla adecuada: imprescindible para evitar tener que levantarnos con frecuencia y dolores de espalda. Es necesario hacer descansos de 5 minutos cada hora, pero si la silla no es cómoda, acabarás por levantarte cada 10 minutos e influirá en el rendimiento de tu trabajo.
  1. Mesa: amplia y con cajonera para mantener el orden. Importante colocarla debajo o al lado de la ventana para aprovechar la luz natural.
  1. Aislarse de los ruidos: lo mejor es elegir la habitación de la casa que esté más alejada del salón y la cocina, pues son las zonas más ruidosas. También puedes utilizar tapones en caso de que sigas escuchando ruidos que te molesten.
  1. Orden: un escritorio bien ordenado ayuda a la concentración.
  1. Ventilación: es necesario ventilar la habitación cada día para evitar una atmósfera cargada, además de tener la temperatura adecuada para que puedas estudiar o trabajar cómodamente.
  1. Color: el tono de las paredes y del mobiliario es muy importante. Apuesta por tonos cálidos, pues de ello dependerá la concentración y el nivel de nerviosismo. Un color rojo, naranja, morado… suele alterar a la persona para querer hacer todo muy deprisa. Un color blanco, beige, madera clara… hará que te sientas cómodo y relajado.

 

Método de estudio y organización

  1. Establecer horarios y crear una rutina.
  2. Planificar qué se va a estudiar. Dividir los temas en secciones pequeñas.
  3. Eliminar distracciones (móvil, comida, revistas, ordenador si no lo vas a utilizar…)
  4. Preparar todo el material que necesites: ordenador, cuadernos, bote con bolígrafos, lámpara, libros… deberás organizarlos para tenerlos a mano y evitar que te distraigas en buscarlos. Además, aportarán un tono de calidez al escritorio y crearán una atmósfera de trabajo.
  5. Hidratarse: tener una botella de agua al lado.
  6. Descansar cada horadurante 5 minutos. Levantarse, aprovechar para estirar el cuerpo, charlar con la familia para despejarte…

Ya tienes las ideas para crear un espacio de estudio o trabajo agradable y el método para ser producto a la hora de realizar tus tareas. Ya sólo queda… ¡ponerse manos a la obra!

 

 

Share Button

Comments are closed.